Huawei presenta en México la serie HUAWEI Mate 20

martes, 16 de octubre de 2018

Las autoridades federales deben garantizar la salud de comunidades rurales: Aviléz Tostado



  • Aproximadamente 49.16% de las viviendas rurales cocinan con leña.
  • La tecnología se puede lograr liberarse del humo tóxico.
  • El uso de estufas puede sustitiur el fogón artesanal.


De manera urgente el gobierno federal debe garantizar a pobladores de comunidades rurales las bondades de la tecnología a fin de que eviten perjudicar su salud al usar leña como combustible para cocinar, o como fuente de calor, así lo advirtió la Fundación No Más Negligencias Médicas.

Su presidente, Fernando Aviléz Tostado expuso que gracias a la tecnología los habitantes de comunidades rurales pueden liberarse del humo tóxico a través de artefactos que pueden sustituir el fogón artesanal, por uno que logre expulsar el humo tóxico al interior de los hogares más modestos del país.

“El desarrollo, junto con la difusión, de la energía eléctrica y el uso de estufas, en lugar del fogón artesanal, puede promover, incluso, un descenso en el uso de leña dentro de los centros urbanos. “Se puede aprovechar la tecnología a favor de la salud de millones de ciudadanos, y con ello, se puede ahorrar millones de pesos en atención de enfermedades relacionadas a las vías respiratorias”, expuso.

El doctor Aviléz Tostado recordó que el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), ha dado a conocer que en localidades con más de 100,000 habitantes, apenas el 0.9% de las viviendas usa leña para cocinar; sin embargo, en localidades con menos de 2,500 personas (definidas como rurales por el mismo Instituto) el 49.16% de las viviendas cocinan con este mismo combustible.

Más aún, el Sistema de Información Energética de la Secretaría de Energía arrojó que, en 2016, la leña fue el combustible con mayor uso energético dentro del sector residencial en México, superando por un estrecho margen al gas licuado.

Lo anterior sirve como base para poder afirmar que el uso de leña en México sigue siendo fundamental para una gran parte de la población, particularmente aquella concentrada en los centros rurales, así como también dentro de la matriz energética mexicana.

Por este motivo en necesario trabajar en dos vías, señaló Aviléz Tostado, una, en tratar de disminuir las enfermedades producto del gas que produce la incineración de madera; y por otro, disminuir las cantidades de leña que se usan los habitantes de zonas rurales.

“Se puede lograr una cocina eficiente que logre expulsar el gas tóxico de las viviendas y, con ello, lograr un significado aumento en la esperanza de vida de estas personas; y por otra parte, la disminución el impacto ambiental; de lo que se trata es de usar de manera eficiente la combustión de la leña”, sostuvo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario