Huawei presenta en México la serie HUAWEI Mate 20

miércoles, 24 de octubre de 2018

Historias de terror en el baño


 
Ciudad de México, 24 de octubre, 2018.- Se acerca noviembre y con ello el Día de Muertos, una tradición que se apodera de todos los rincones del país y por la que, como mexicanos, somos reconocidos mundialmente.
Podría decirse que esta es una festividad enigmática y para algunos es un motivo para desempolvar mitos y contar historias de terror, aunado a que hemos adoptado algunas costumbres extranjeras como Halloween.
A propósito de esto, recopilamos algunas situaciones que pueden sacar un susto a aquellos que las experimenten en un singular escenario que todos visitamos: el baño.
 
A la taza: Muchos han pasado por la terrible sensación cuando el celular, cartera o algún otro accesorio importante decide aprender a nadar en el inodoro. ¡Es verdaderamente espeluznante!, no tanto por la caída, sino por lo que implica recuperarlo, limpiarlo y salvarlo. Algunas personas prefieren darle digna sepultura al artefacto a tener que pasar por el proceso de rescate, por lo cual te recomendamos nunca traer cosas importantes en las bolsas traseras.
 
Que te bañas y que te caes: Los accidentes en el baño han aumentado durante los últimos 40 años, hasta convertirse en la tercera causa de muerte accidental[1], por lo cual es primordial tomar medidas de seguridad necesarias para evitar cualquier imprevisto, sobre todo si hay niños o personas mayores en el hogar. Es recomendable instalar barras de seguridad (existen algunas muy estéticas, funcionales y de fabricación mexicana) y pisos antiderrapantes que además de dar un toque de interiorismo al espacio, brindan seguridad a los usuarios.
 
¡No sirve!: La tecnología avanza muy rápido y a pesar de ello actualmente en algunos hogares e instituciones existen inodoros obsoletos que desperdician una gran cantidad de agua y tienen mal funcionamiento debido al desgaste diario. Cambiar los W.C por modelos más recientes evitará fallas, momentos vergonzosos (por aquello de que no se va nada) y ahorrará valiosos recursos como agua y dinero.
 
¿En dónde te agarró el temblor?: Los movimientos telúricos son malos por naturaleza y mucho peores cuando te sorprenden en el baño. La gente normalmente interrumpe la actividad en curso y desaloja la habitación. Irónicamente, hay diferentes versiones acerca de la seguridad de estos espacios durante un sismo, lo mejor es verificar con un especialista la estructura de la casa, departamento, escuela o lugar de trabajo para determinar si sales o entras corriendo al baño en esa situación.
 
¡Sin agua!: Enjabonado de pies a cabeza y se va el líquido, o peor aún, después de utilizar el inodoro. La falta de agua en el baño es de las más terribles y vergonzosas situaciones, sobre todo cuando se trata de un espacio ajeno. Lo cierto es que todos tenemos la responsabilidad de cuidar el agua para que la escasez no se convierta en una realidad constante. Helvex ofrece grifería (llaves de baño y regaderas), así como retretes y mingitorios que cuentan con tecnología ahorradora de agua, sin sacrificar limpieza o confort para el usuario. 
Esperamos que en estas festividades las únicas historias de terror que vivas en el baño, sean aquellas icónicas escenas de famosas películas como ESO y Psicosis.

No hay comentarios:

Publicar un comentario