Paris Hilton 2018. Conferencia de Prensa

miércoles, 11 de julio de 2018

CAPTURA Y LIBERA PROFEPA EJEMPLAR DE OSO NEGRO EN MONTEMORELOS, NUEVO LEÓN

+ Se llevó a cabo contención química del ejemplar hembra que se encontró en buen estado de salud; se le colocó un arete para su identificación y seguimiento.
+ Se le liberó en la zona serrana de los municipios de Montemorelos y Rayones, dentro de su hábitat, para garantizar condiciones de agua y alimento para su supervivencia.
 + El oso negro es una especie protegida por la Norma Oficial Mexicana NOM-059-SEMARNAT-2010 y por la CITES.
La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) capturó y liberó, en coordinación con Parques y Vida Silvestre del estado de Nuevo León, a un ejemplar de oso negro (Ursus americanus) que deambulaba en busca de comida en las inmediaciones de una casa-habitación del fraccionamiento Mil Encinos, en el municipio de Montemorelos, Nuevo León.
En atención a un reporte de vecinos sobre la presencia del ejemplar en su colonia,  se activó el protocolo de vida silvestre, por lo que personal de la PROFEPA, especialista en el manejo de úrsidos, llevó a cabo un procedimiento de contención química para llevar a cabo su manejo de forma segura.
         Derivado del manejo se revisó al ejemplar de oso negro hembra, en aparente buen estado de salud, con un peso de 62.9 kilogramos; se le colocó un arete en color amarillo con el número 19 para su identificación y seguimiento.
         Posteriormente se procedió a su reubicación, mediante su liberación en su hábitat, en la zona serrana de los municipios de Montemorelos y Rayones, para garantizarle condiciones de agua y alimento para su supervivencia, además de ser una zona donde hay presencia de este tipo de ejemplares.  
         En caso de avistamiento de un oso negro, la PROFEPA exhorta a la población a dar aviso inmediatamente a las autoridades correspondientes (PROFEPA, Protección Civil y Parques y Vida Silvestre del Estado) no acercarse al ejemplar, guardar distancia del mismo y conservar la calma; evitar hacer movimientos bruscos, no ofrecerles comida, evitar salir corriendo ya que dicha acción puede provocar que el oso siga a la persona, así como resguardar en un lugar seguro la basura que se genera donde es común el avistamiento de estos mamíferos, para evitar que éstos se acerquen a las áreas de convivencia humana.
         El oso negro es una especie protegida no sólo por la legislación mexicana (NOM-059-SEMARNAT-2010 tanto en la categoría de Protección especial como En Peligro de Extinción), así como también por la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES, por sus siglas en inglés).

No hay comentarios:

Publicar un comentario