Entrada destacada

MOLOTOV, DIVISION MINÚSCULA, DLD E INSPECTOR ESTARÁN PRESENTES EN EL FESTIVAL CITY 2022.

  Vive en día lleno de Rock en Querétaro, en la primera edición del Festival City 2022. One Shot Producciones presenta la primera...

martes, 5 de abril de 2022

Invex Opinión Estratégica. IDEAS PUNTUALES: NO NOS FIAMOS DEL CIERRE DE TRIMESTRE.

 Líneas de acción
Rodolfo Campuzano Meza


Los mercados tuvieron un agradable marzo. Es poco probable que la bonanza continúe sin tropiezos; el panorama sigue inundado de factores adversos. El tema de la curva de rendimientos invertida en Estados Unidos preocupa, pero no por la razón tradicional. Incertidumbre seguirá siendo la palabra clave en el segundo trimestre y por lo mismo, los rendimientos debieran ser acotados. En México las tasas siguen al alza y dudamos que la bolsa siga sorprendiendo.

 

1. En el entorno global no hay rendimientos positivos en los mercados al cierre de marzo. No obstante, éste fue un muy buen mes, en especial para las bolsas que recuperaron más de la mitad de las pérdidas acumuladas desde enero. El buen desempeño se finca en la distensión con respecto a la crisis en Ucrania, la mayor firmeza aparente de la Reserva Federal (FED) para querer controlar la inflación, y la aplicación de medidas de estímulo en China.

Otros factores que soportaron el apetito por activos de riesgo son la búsqueda de las acciones como activo refugio ante la inflación (al haber malos rendimientos en el espectro de bonos) o la expectativa de que los resultados de las empresas se mantengan positivos a lo largo del año; evidenciado en los buenos reportes de empleo y de algunos indicadores de crecimiento interno.

2.- En el mercado de dinero se ha concretado la inversión de la curva de rendimientos. Los réditos a plazos de dos años superan a los de 10 años. Tradicionalmente este fenómeno es considerado como precursor de una etapa de recesión en la economía. La discusión al respecto es amplia.

Nos parece que tener una expectativa de recesión en estos momentos es muy prematura; la curva invertida a la vez tiene que ver con la complacencia que sigue habiendo en el mercado hacia la FED y su capacidad de reducir rápidamente la inflación; algo que sin duda aún no es un hecho.

El tema es preocupante desde otro ángulo: si, la inflación no cede o el crecimiento no se merma, los inversionistas comenzarán a desconfiar con respecto al grado de agresividad de la FED y podrían revertir el diferencial.

3.- Ajustamos a la baja nuestra proyección para el crecimiento del PIB de Estados Unidos en 2022 de 3.5% a 3.0%. Si bien, la actividad manufacturera se ha mantenido firme gracias a una sólida demanda de bienes de consumo (en parte impulsada por el avance del empleo), la afectación del conflicto Rusia-Ucrania sí ha reducido su ritmo de expansión de la industria. Algunos indicadores sugieren que la inversión residencial podría ajustarse ante incrementos en las tasas de interés. Asimismo, la inversión no residencial se ha frenado.

Nuestro estimado de inflación para Estados Unidos también aumentó a 5.9%. La cifra resultó elevada a pesar de que consideramos trayectorias inflacionarias mensuales ligeramente menores a las observadas en los últimos meses. El único factor que podría generar un descenso más notorio en la inflación de este año sería una caída en los precios de la gasolina y el gas natural. Al menos, durante el primer semestre no detectamos elementos que pudieran generar dicho descenso.

4.- Las cosas no son estables aún en el mercado de bonos. Falta ver que la FED tome la decisión de hacer aumentos más grandes a la tasa de referencia y también falta ver el tamaño y la secuencia de reducción de su balance. Para todo ello será útil ver si la inflación puede cambiar de trayectoria en un plazo breve, lo cual está aún por verse; los últimos datos sobre la fortaleza del mercado laboral, en especial sobre el aumento de los salarios anticipan dificultades.

Esta semana se publican las Minutas sobre la reunión de política monetaria de la Reserva Federal que se celebró en marzo. Veremos el detalle sobre los comentarios de inflación, crecimiento y tasa de ocupación del mercado laboral y con todo ello la perspectiva de la política monetaria. Es probable que veamos cierta estabilidad en los movimientos después de fuertes alzas, sobre todo en los plazos corto, pero solo hasta la publicación de las minutas. De momento, mantenemos posiciones en plazos muy cortos (0-1 año), y en una posición muy defensiva con relación a las referencias.

5.- En el caso de las bolsas, no podemos dejar fuera de la ecuación los problemas que enfrentan las compañías en su rentabilidad y el impacto adverso que el alza en tasas de interés tendrá en las valuaciones. Nos parece que el entorno luce incierto y volátil, lo que amerita cautela.

Por otro lado, en abril comienza la temporada de reportes corporativos, en donde se harán más evidentes los retos que enfrentan las emisoras en su rentabilidad y conoceremos cómo han cambiado las expectativas de crecimiento ligados a un entorno económico que en algunas regiones luce menos robusto.

6.- En México, de nueva cuenta recortamos el estimado del crecimiento para el PIB de México en 2022 a 1.7%. La economía continuará favorecida por la ausencia de restricciones a la movilidad y la reactivación de actividades que hasta hace unos meses se encontraban suspendidas, entre ellas las recreativas y de esparcimiento. Por otra parte, los bajos niveles de inversión privada conocidos hasta marzo podrían extenderse durante todo el año en un entorno de mayores tasas de interés. Asimismo, el aumento en los costos de un importante número de materias primas (principalmente petróleo, gas natural y metales) podrían afectar las decisiones de producción de los próximos meses.

7.- Banco de México (Banxico) realizó un cambio importante en sus previsiones al aumentar su proyección inflacionaria para el 4T-22 de 4.0% a 5.5% anual. En nuestro caso, el estimado al cierre de este año pasó de 4.97% a 6.03% en la parte general y de 4.93% a 5.92% en la subyacente.

Anticipamos que la tasa de interés de referencia, que al cierre de este reporte se ubicaba en 6.50%, podría continuar al alza hasta llegar a 8.0% este año.

Esta semana se publican minutas del Banxico y la inflación para todo el mes marzo con expectativas del mercado que no muestran desaceleración en la tendencia actual. El consenso se coloca en una inflación de 5.8% al cierre del 2022. Con relación a las minutas esperamos establecer una lectura sobre el ritmo de aumento de tasas de interés, al menos para las dos siguientes dos reuniones

Con este escenario de deterioro inflacionario, es probable que en las próximas quincenas se registre un punto de inflexión en el comportamiento de la inflación y comience una tendencia de baja, aunque muy lenta y aún lejos del objetivo de inflación; por lo que el banco central mantendría un ritmo de restricción similar al de las reuniones anteriores con el fin de contener el deterioro inflacionario y las expectativas de inflación.

Esto también estaría en línea con el ritmo que puede adoptar la Reserva Federal de Estados Unidos en sus siguientes decisiones de política monetaria. Lo anterior mantendría, prácticamente sin cambios, el diferencial (600 puntos base) entre las tasas en pesos y dólares lo que permitiría seguir manteniendo el control de riesgos financieros que se ha logrado hasta el momento. Bajo esta consideración estimamos que la tasa de fondeo cerraría el año en niveles de 8.00%.

8.- En deuda corporativa, los Certificados Bursátiles de Corto Plazo se están adecuando a los nuevos niveles de referencia, tanto de la TIIE a 28 días como de los Cetes correspondientes. Para las próximas semanas es importante considerar emisiones que puedan tener mejores sobretasas que los ordinarios. En papeles privados de largo plazo, se están colocando tanto estructurados o bursatilizaciones de carteras de crédito o arrendamiento, como algunas empresas, cuyas sobretasas se ven demasiado bajas. Se comienza a ver mayor demanda e interés por instrumentos con calificación de AA.

9.- El S&PBMV IPC ha destacado por su tendencia alcista, en operaciones intradía ha tocado incluso a niveles cercanos a las 57,000 unidades. Ha perdido cierta fuerza al inicio de las operaciones del lunes, pero se mantiene cerca de máximos históricos. En particular en la semana pasada sorprendieron los movimientos de VOLAR que avanzó 18.9%, en una recuperación tras el retroceso que acumulaba en el año; similar a lo que ocurrió con otras emisoras como KIMBER y BIMBO.

Nos sigue pareciendo que la fortaleza del referente en estos días amerita cautela, a unos días de la temporada de reportes corporativos y ante la permanencia de riesgos a nivel global y local, enmarcados principalmente en un movimiento en tasas de interés que se anticipa pueda presionar las valuaciones hacia delante y con los nuevos retos al crecimiento

El rendimiento de la Cartera Recomendada de Renta Variable local durante la semana que concluyó el 1 de abril resultó por debajo que el del benchmark: el valor del portafolio avanzó1.8 vs. 2.1% del S&PBMV IPC. En el año la cartera se ubica (-)140 puntos base por debajo del desempeño del benchmark. Incidió negativamente al rendimiento del portafolio la sobre-ponderación en CEMEX una de las pocas emisoras que no se ha sumado al rally del mercado; así como el no tener a VOLAR en el portafolio.  

10.- El peso frente al dólar continúa con fortaleza para la moneda nacional. La semana pasada, el dólar cerró alrededor de los $19.85 y empieza la semana a operar en un rango entre $19.70 y $20.0.

Esta posición de fortaleza del peso refleja los movimientos de entrada de inversionistas extranjeros, así como el incremento del carry, ante el apretón de la política monetaria. Los flujos de inversión de cartera se han mantenido positivos para el mercado local, ante una salida importante de los bonos de China y el movimiento hacia otros mercados emergentes.

Nos parece que hay espacio para mantener al peso relativamente estable en el futuro previsible. Aunque la incertidumbre global, la publicación de las minutas de la última reunión del Banco Central, así como la proximidad de la discusión de la reforma eléctrica y otros eventos políticos pueden generarle algo de “ruido” a la cotización. $ 19.80 nos parece un buen nivel para compra especulativa.

¡Gracias por tu atención!

Visita nuestro portal financiero invex.com y síguenos a través de Twitter @invexbanco

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario